En los últimos tiempos, la evolución funcional de las mamparas de baño ha cambiado considerablemente, pues ahora no solo se utilizan meramente de protección de la zona húmeda, sino que también se han convertido en un elegante elemento decoratvo de cualquier cuarto de baño.

Actualmente, y en la mayor parte de los casos, las mamparas de ducha han sustituido a las incómodas cortinas de baño. Sin embargo, aunque sean la mejor opción, con el paso del tiempo pueden verse viejas, opacas y cubiertas de algunas manchas de agua.

Conseguir mantener limpia una mampara de baño no es tarea fácil, ya que esta suele tener dos enemigos importantes a tener en cuenta: la humedad y la cal del agua. La humedad permanente hace que el moho y la cal proliferen con mucha facilidad y se fijen en las superficies. Esto provoca un aspecto antiestético, ya que denota falta de higiene y deteriora los sanitarios más rápidamente, provocando la aparición de residuos que favorecen las infecciones.

Pues bien, para que tengáis siempre cuidada vuestra mampara de baño, os damos algunas recomendaciones para su mantenimiento y limpieza:

1. Al tratar la cal, es importante que utilicemos guantes para proteger nuestras manos.

Podemos combatirla de dos maneras:

– Con un buen producto antical que deberemos aplicar semanalmente sobre la mampara.
– Con un limpiador natural que podéis fabricar en casa mezclando vinagre blanco con bicarbonato de sodio para aplicarlo durante 10 – 15 minutos, en forma de masilla, sobre el espacio afectado. Luego frotar con un paño o esponja y aclarar con agua.

2. Para contrarrestar la suciedad de la mampara, también proponemos otro remedio natural: meter un poco de vinagre en un bote de spray, pulverizar sobre la mampara, y dejarlo actuar por unos minutos (10 min.). Después aclarar con una esponja de gel lavavajillas y abundante agua.

Sin embargo, lo mejor que puedes hacer es evitar la aparición de la cal, ya que hombre prevenido vale por dos. Para esto, es conveniente utilizar un paño seco con el que retirar los restos de agua de la mampara tras la ducha diaria. Así, la mampara lucirá limpia por más tiempo, y la limpieza no tendrá por qué ser tan costosa.

Esperamos que estos consejos os hayan sido útiles y que vuestros baños estén siempre impolutos.

Recent Posts

Leave a Comment